Proton Mail: ¿el correo electrónico más seguro del planeta?

Durante el escándalo de espionaje efectuado por la Agencia de Seguridad Nacional de los Estados Unidos (NSA por sus siglas en inglés) hacia gobiernos de otros países, se reveló la forma en que operaba esta institución y uno de los principales medios que interceptaban eran los correos electrónicos de ciudadanos y mandatarios.

El caso de espionaje protagonizado por la NSA fue descubierto gracias a Edward Snowden, quien a su vez inspiraría al investigador Andy Yen del CERN (Organización Europea para la Investigación Nuclear) localizado en Suiza.

Andy Yen mostraría indignación hacia el gobierno norteamericano por su intromisión en la vida privada de los internautas, por lo que se animó a crear con ayuda de estudiantes de las universidades de MIT y Harvard, el correo electrónico más seguro del planeta.

El ambicioso proyecto recibió el nombre de ProtonMail y su poderoso sistema de encriptación lo convierten un servicio de mensajería altamente confiable contra intrusos.

ProtonMail utiliza un cifrado que va de extremo a extremo y operaría desde Suiza. Con estas características garantizan la seguridad de cada correo desde el momento en que es enviado hasta el momento que es recibido por el receptor.

Cada mensaje contiene un encriptado que, según sus creadores, ni ellos mismos podrían descifrar su contenido y por lo tanto, si un gobierno pide que se revisen los correos de un usuario, esta tarea será prácticamente imposible de realizarse.

Cabe destacar que para poder obtener una cuenta de ProtonMail hay que enviar una solicitud primero y después se notificará si la petición procede o no y si hay espacio en sus servidores para un usuario más.

Ver más: Solicitar cuenta Protonmail.ch

Paypal cuestiona la legalidad de ProtonMail y congela su cuenta

ProtonMail, la iniciativa de correo seguro nacida en el entorno del CERN, lanzó una campaña de financiación que está siendo un éxito, aunque se ha encontrado con una piedra en el camino: Paypal ha congelado la cuenta de ProtonMail cuestionando la legalidad de la iniciativa.

Paypal ha protagonizado en el pasado alguna que otra metedura de pata al congelar fondos de campañas de financiación, debido a una política muy conservadora respecto del crowdfunding. Política que se comprometió a corregir, aunque a la vista de lo que está sucediendo, parece que le queda trabajo por hacer.

En el caso de ProtonMail, Paypal aduce que está investigando su legalidad y comprobando si tiene la aprobación del gobierno. Los responsables de ProtonMail se preguntan, con razón, a qué gobierno se refiere, porque en el caso de ser el de EE.UU., la cuarta enmienda de su Constitución garantiza la protección de bienes y derechos de sus ciudadanos frente a registros e incautaciones irrazonables de terceros, entre otras cosas.

Puede que en algún país de corte totalitario cifrar el correo electrónico sea un delito, aunque no tengo constancia de que sea así. Tampoco creo que Paypal se esté alineando con algún poder oscuro para aguar la fiesta a ProtonMail. Es un simple exceso de celo, quiero pensar.

Lo importante ahora es que el tema se resuelva cuanto antes y el dinero congelado esté disponible para el uso que se ha donado. Mientras, se ha inhabilitado la opción de pago mediante Paypal en la campaña, pudiendo realizar las donaciones a través de tarjeta de crédito o Bitcoin. Tal vez los usuarios de Paypal debieran elevar una queja, aunque sólo sea por conducta errónea y reiterada de esta empresa.

Fuentes: El Siglo de Durango y GenBeta

(La Nota digital)