Gualeguaychú: cortaron calle para repudiar el envenenamiento de 40 perros

Decidieron salir a la calle y protestar por la matanza de perros que está ocurriendo en la zona, desde hace unas tres semanas. Les preocupa además, la seguridad de los niños que permanentemente juegan en la zona.

perros envenenados

El motivo que reunió a vecinos de Gualeguaychú en la esquina de 2 de Abril y bulevar Daneri ayer pasadas las 16, fue el envenenamiento del que fueron víctimas sus mascotas y el temor a que esto pueda ir más allá, provocando algún daño a los niños del barrio, que suelen jugar en la placita, en la que fueron envenenados algunos de los animales.

Los vecinos contaron a El Argentino que ya son cerca de 40 los perros envenenados en esa zona y que “todo comenzó hará unas tres semanas y cada vez es peor”, “nos tiran carne de vaca o poyo envenenada por las rejas, dentro de nuestros patios e incluso a través de los tapiales”, “nuestras mascotas están adentro, algunos pueden ir a la plaza con los chicos pero no hacen mal a nadie”, “más allá de haber perdido nuestros perros e incluso gatos, el peligro es que un chico toque el animal envenenado o la carne que le arrojan y ocurra algo más grave”, “deben encontrar al responsable, deben hacer algo”, reclamaban indignados.
Estas fueron algunas de las cuestiones mencionadas por estas familias que decidieron salir a la calle para que toda la ciudad conozca el problema que los aqueja y que a quienes les corresponda, busquen al responsable de estas matanzas.

El intenso humo de las cubiertas quemadas llamaba la atención de quienes andaban por el lugar y también los carteles que indicaban: “Basta de perros envenenados”, “Cuidemos a nuestros hijos” y “Basta de envenenamientos. Solución ya”.

Lo que indigna a los ciudadanos es que muchas de las presas con veneno fueron arrojados dentro de sus propios patios, a través de las rejas e incluso por sobre los tapiales. Una mamá contaba que antes de dejar salir al patio a sus hijos y perros debe chequear que no haya nada extraño en el lugar.

Según lo indicado por los manifestantes, muchos de los vecinos afectados realizaron la correspondiente denuncia en la Comisaría Cuarta e incluso un Veterinario Policial examinó algunos de los animales, constatando que en algunos de los casos se trataba de veneno para ratas y en otros para aves.

(La Nota digital)

Anuncios