Empresa multinacional debe frenar construcciones sobre humedales

La secretaría de Medio Ambiente ordenó a la firma extranjera “Bema Agri” a “disponer la suspensión total de obras” que realizaba sobre la zona de islas de Victoria. La empresa necesita un estudio de impacto ambiental aprobado.

Medio Ambiente provincial ordenó a una firma extranjera

El gobierno de Entre Ríos, a través de la Secretaría de Medio Ambiente, intimó a firma Bema Agri a “disponer la suspensión total de obras en el marco del Proyecto de “Obra de Hidráulica de Defensa de Inundación para Producción Agrícola con Rotación de Cultivos. Engorde de Bovinos bajo Sistema Tradicional”, según la presentación oportunamente realizada. Se trata de plantas de silos, construcción de galpones y movimiento de tierra que se realizan en la zona de islas del departamento Victoria.

Al respecto el Secretario de Ambiente de la provincia, Ing. Fernando Raffo, explicó que la decisión se tomó luego de que a través de informes periodísticos trascendió que se había activado la construcción de obras en predio propiedad de la firma antes mencionada, ubicada en la “Isla de los holandeses”, en la isla “Irupé”, circundada por los arroyos Estévez, San Lorenzo y Los Laureles, frente a Villa Constitución (Santa Fe) sobre el gran Paraná.

El viernes pasado hicieron un vuelo de reconocimiento en la aeronave que dispone el “Plan de Manejo del Fuego”, tomaron placas fotográficas y en base a esta información elaboraron un acta. El lunes pasado emitieron una Resolución intimando a la empresa por carta documento para que paralice los movimientos y obras, en especial un galpón de grandes proporciones de aproximadamente 25 por 50 metros.

Los terraplenes de Bema Agri y otros que fueron construidos por otros dueños de tierras que potencialmente pueden generar problemas en los cursos del agua o en el medio ambiente, también tuvo la participación de la Secretaría, en esa oportunidad, a todos los titulares se los intimó para que no continúen con las obras hasta que no cuenten con el “Certificado de Impacto Ambiental” que tienen que tener los emprendimientos de estas características.

Bema Agri presentó el informe que aún está en estudio, pero la sola presentación no lo autoriza a seguir con las tareas que modifican el lugar, señaló Raffo. “No les da derecho a realizar trabajos, porque si bien hicieron la presentación, la misma se está evaluando, y no pueden seguir hasta que no cuenten con el Certificado de Impacto que autorice los trabajos, no tienen aprobada esta documentación”, remarcó a Paralelo 32.

Estudio de Impacto Ambiental

Desde Medio Ambiente sostienen que la “investigación llevada a cabo a raíz de las denuncias sobre la existencia de terraplenes ilegales en la Islas de Victoria, personal técnico de esta Secretaria, mediante relevamientos aéreos constató Ia presencia de una serie de obstrucciones en el curso de agua en las Cercanías Cuatro Bocas .

Posteriormente “se intimó a la firma a denunciar cualquier actividad que estuviera desarrollando la empresa sobre la zona del Delta, debiendo presentar toda documentación habilitante y Estudio de Impacto Ambiental realizado, conforme lo dispuesto por el Decreto NO 4977/09 GOB”.

El 14 de febrero del 2013 la firma presentó el Informe Ambiental con motivo de la “Obra de Hidráulica de Defensa de Inundación para Producción Agrícola con Rotación de Cultivos. Engorde de Bovinos bajo Sistema Tradicional, pero a esta fecha el Estudio de Impacto Ambiental se encuentra en evaluación por parte del personal técnico de la Secretaría”. El artículo 2° del Decreto N°4977/9 expresa que “ningún emprendimiento o actividad que requiera un Estudio de Impacto Ambiental podrá iniciarse hasta tener el mismo aprobado por la autoridad de aplicación.

La preocupación, según comentó Raffo a Paralelo 32, surge porque observaron en la inspección desde el aire que hay maquinarias de uso agrícola (fumigadoras, cosechadoras), una retroexcavadora, un tinglado en proceso de construcción y una planta de cuatro silos.

Resolución

En la parte resolutiva expresa “disponer la suspensión total de obras en el marco del Proyecto de Obra de Hidráulica de Defensa de Inundación para Producción Agrícola con Rotación de Cultivos. Engorde de Bovinos bajo Sistema Tradicional”, presentado por la firma “Bema Agri BV” (Sucursal Argentina) ante esta Secretaría de Ambiente, conforme los considerandos precedentes”.

En el segundo señala que “la suspensión implicará el cese de toda actividad, con la consiguiente prohibición de adelantar actividad alguna en la edificación del proyecto”.

En el tercero establece que esta medida se mantiene “hasta tanto el proyecto cuente con el Certificado de Aptitud Ambiental, y previo cumplimiento del procedimiento administrativo correspondiente”.

Nueva legislación

El Ing. Raffo ratificó lo que había adelantado el año pasado en relación a la elaboración de una ley que contemple todas las tareas y actividades permitidas en humedales.

Confirma que se llamó a una licitación internacional para que consultoras lleven a cabo un estudio con el objeto de determinar qué acciones se deben llevar a cabo. Agregó que firmaron el convenio con la consultora que ganó la licitación (no recordaba el nombre) y esta tiene un plazo de 11 meses para hacer el relevamiento y “organizar el sistema de explotación sustentable para el Delta”.

Terminada esta etapa elaborarán la norma que regirá para estas cuestiones. De todas maneras han convocado a otros sectores del Estado, entre ellos la Secretaría de Infraestructura, de la Producción, para conformar una comisión de trabajo, porque el tema excede la responsabilidad de la Secretaría de Ambiente y es mucho más amplio, según nos hizo saber.

Los dueños

Según el Boletín Oficial, “se hace saber que con fecha 14 de diciembre de 2005 se resolvió constituir una sucursal Bema Agri en los términos del artículo 118 ley de sociedades comerciales 19.550. Socios: Eise Arnoldus de Vries, nacido en Olderkerk, el 3 de mayo de 1951, Pasaporte Número NJ 8669115, holandés, y Wijtseke Bruinsma, nacido en Sneek el 21 de octubre de 1951, holandés, pasaporte NJ 8669092, ambos casados y con domicilio real en la calle Zuiderweg 9, 9822 AR Niekerk, Holanda”. Aprobada el 22 de diciembre del mismo año.

El capital en euros fue de 1.237.500 y figuran como representantes legales en nuestro país, Berend Arnoldus de Vries y Maarten Huite de Vries, ambos con domicilio especial en la calle Sarmiento 580, 4º Piso, Capital Federal.

En lo referente a la actividad u objeto societario, según la inscripción figura como actividad principal el cultivo de soja y también establece actividades secundarias, como cultivo de trigo y temporales, además ganadería, caza, silvicultura y pesca.
El objeto social anticipa que los planes de la empresa, en plena zona del delta, son expandirse a otros emprendimientos, y específicamente el objeto social habilita a la firma a “constituir y adquirir, participar, colaborar dirigir y financiar otras empresas, de cualquier forma jurídica que fueran”(sic).

Fuente: El OnceTv

(La Nota digital)