Carta Abierta de Fabián Tomasi

FUMIGACIONES. “Una ley creíble para la población será una ley que parta de un diagnóstico detallado y realista, no retórico y general asentado nada más que en buenas intenciones y declaraciones”.

“No den tantas vueltas… eso sí que confunde mi buena fe”

ESTIMADOS LEGISLADORES… Y PÚBLICO EN GENERAL

Bueno, yo solo puedo y quiero decir que:

a) Debemos partir de bases reales y no de mentiras convencionales, y la realidad, como siempre digo, es que este es un gran negocio en el que la vida y la salud de la gente importa nada y que, por lo tanto, cualquier ley (proyecto de ley) que de verdad quisiera resguardarnos y resguardar la vida, en este marco de poderosos haciendo dinero, sería imposible

b) Que no hay manera alguna de legislar sobre químicos, porque no se puede manejar los efectos de millones y millones de tóxicos diversos aplicados durante años y que como dice alguien, no actúan cada uno por separado sino que actúan todos juntos de maneras no previsibles.

c) Que los que dicen que los recaudos se toman, lo que deberían hacer es mostrar las instituciones y los presupuestos con que cuentan esas instituciones para hacer lo que dicen que hacen. Si se mostrara se vería que los presupuestos son ridículos en comparación con la tarea a asumir.
Cuidar, realmente a la vida del efecto de tanto veneno que se usa, haría que la actividad no fuera rentable. Y nadie esta dispuesto a permitirlo.

Después de veinte años de uso de químicos, no menos de mil millones de envases deben haber pasado al ambiente y a la vida de todos nosotros y si ustedes quieren podemos analizar las cifras. Las entidades patronales tiran cualquiera, porque saben que nadie sale a discutírselas, pero muestren, si yo me equivoco, en donde esta la estructura de camiones recolectores, centros de acopio y transformadores de esos envases. No digan solamente que existe control y que hay leyes que permiten ese control, porque es MENTIRA. Cualquier control real tiene que estar acompañado de estructuras y de presupuestos. ¡ Muéstrenlos y compárenlos con la realidad!

Las leyes son nada mas que para cumplir con formalidades. Un jugar con la credulidad de la gente. Y mas si son locales o regionales, ya que todo esta integrado, por ejemplo a través de las aguas, o de los vientos.
De modo que, me parece, una ley creíble para la población será una ley que parta de un diagnóstico detallado y realista, no retórico y general asentado nada más que en buenas intenciones y declaraciones.

Si afirman que es en serio, detallen entonces, el problema en cifras, detallen los presupuestos, las personas, las estructuras, pónganlas a la consideración publica, y ahí se va a ver lo real o no de cualquier proyecto.
Ahí se va a ver.
Todo ésto, sin contar que, se esta demostrando cada vez mas que a lo que ha llevado la química y todo lo demás, es a crear una resistencia que les guste o no, va a ser invencible. Ahora están apareciendo unas maquinarias enormes y por supuesto carísimas, que vienen a matar a las hierbas resistentes selectivamente. Cada vez más tecnología, para arreglar, lo que la tecnología anterior no pudo.
Lo que se esta viendo es que toda esa tecnología y la anterior, no hacen falta. Ya muchos agricultores se han dado cuenta y están volviendo a viejas prácticas. Y eso es lo que hay que hacer.
Este sistema señores, lleva muchas muertes a cuesta. Y ustedes no pueden no saberlo

No lo olviden.
Ahora nos tocó a nosotros , pero ustedes y sus hijos, también están en la lista.
Gracias.

Fabian Amaranto Tomasi
DNI N° 17.554.166
Victima de su liviandad

(La Nota digital)

Anuncios