Sucedió en Ceres: la policía detuvo una fumigación ilegal y secuestró el mosquito.

Ceres, conmoción de vecinos por tercera fumigación en zona prohibida en menos de dos meses.

En la madrugada del miércoles 24 de enero el vecindario del Barrio Pedro de Vega se vio nuevamente conmovido por fumigaciones ilegales. Sería la tercera vez en menos de dos meses.

Ceres, cuenta desde el año 2012 con una Ordenanza que prohíbe las fumigaciones en un radio de 700 metros a la redonda. Este campo está cruzando calle de por medio de los vecinos y pertenece al Sr. René Vaudagna, (que estaba en conocimiento de la prohibición), quien lo cedió en Alquiler a la empresa Balsuar 3, según denuncia, perteneciente al Sr. Mariano Bertolotti y Mauricio Prochetto.

Los vecinos, más de 10, alertados por los fuertes olores, dieron parte a la policía de la provincia que acudió inmediatamente con dos móviles. La Policía Municipal, a la que también se le había dado aviso, se acercó hasta el lugar. Inmediatamente se procedió a detener la fumigación. Según relatan los vecinos, el fumigador, en un principio, se habría negado a retirar la máquina del potrero, situación que luego cambió procediéndose al secuestro de la misma.

En el tanque de la máquina había 1.600 litros de agrotóxicos, entre ellos el cancerígeno Glifosato y dos más, presumiblemente herbicidas de mayor toxicidad (al respecto, los vecinos esperan la toma de muestras, pues si hubiera 2-4D sería un agravante ya que este herbicida está prohibido aplicar por Resolución Ministerial a mil metros de los centros poblados).

La máquina fumigadora con su carga letal, fue decomisada y escoltada hasta el destacamento de la Guardia Rural Los Pumas ubicada al lado del destacamento de Bomberos (situación que generó otros conflictos porque el mismo se encuentra dentro de la zona urbana y los vecinos no aguantan el olor)

mosquito 2

Este hecho se suma a un Municipio que arrastra serios problemas por los más de 15 depósitos de agrotóxicos que deberían haber sido sacados de la ciudad, por la misma ordenanza de 2012, que daba hasta el año 2015 para que los mismo se trasladen fuera de la zona Urbana, cosa que aun no ha sucedido. A la vez, con un Juzgado de Faltas inactivo respecto a lo que se refiere a toma de denuncias por fumigaciones y la consiguiente aplicación de sanciones, aunque anoche la Policía Municipal redactó el acta de infracción.

Por otra parte, los vecinos piden la intervención del Ministerio Público Fiscal, ya que estas denuncias terminan siendo tomadas como una contravención y una violación al Código de Faltas de la Provincia cuyas facultades para aplicar condenas no resultan equivalentes al terrible daño que supone la contaminación de personas, suelo, agua y aire, con agrotóxicos. En este sentido, las víctimas de las fumigaciones ilegales quedan claramente desamparadas.

(La Nota digital)

Anuncios