Un atropello más

G. D.

Un atropello más de la gestión Varisco. Ahora contra la educación artística pública y de calidad. Los docentes fueron a cobrar su sueldo el 1 de noviembre y se encontraron con que sus contratos habían sido dados de baja sin notificación alguna el 30 de septiembre. Trabajaron un mes gratis, sin cobertura médica, sin seguro, sin respeto.

Esto se suma al vaciamiento que viene sufriendo la escuela, durante cuatro años no les dieron un centavo ni para lavandina. Fue sostenida por la cooperadora que trabaja incansablemente y por los padres que pueden aportar una mínima cuota. Cabe recordar que la escuela está creada por Ordenanza y tiene asignado su presupuesto.

Durante cuatro años no hicieron funciones didácticas, porque parece que para esta gestión no es importante que un niño de algún barrio periférico conozca el teatro, vea ballet, acceda a oportunidades de soñar otro mundo posible.

En el medio los sueños de niños y adolescentes que no tienen otra posibilidad de acceder a una educación pública en lo que aman: bailar. Que es arte, que es un derecho humano, que es inalienable, que es lo que nos hace personas.

En el medio, el esfuerzo y sacrificio de las familias corriendo para poder llegar a ensayos y actuaciones, a esas clases con docentes tan preparados como en cualquier academia a nivel nacional.

En el medio, romper lazos, que es lo que mejor les sale. Porque estas chicas comparten sus vidas, sus sueños y sus valores desde los cinco años. Todos ahí dentro aprendemos de ellas y de su solidaridad.

No tienen derecho de quitarles sus derechos. Nunca pensé que mi hija iba a tener que pasar por esto. Otra vez, país de la desmemoria.

varisco arte

Fuente: La Nota digital

Anuncios