Filtraciones y demases

Veedora en la Causa Contratos: la fiscal Mónica Carmona custodiará la labor de los fiscales Aramberri y Yedro.

El procurador general de la provincia, Jorge García, decidió que la fiscal coordinadora Mónica Elizabeth Carmona actúe como ‘veedora’ de las actuaciones de los fiscales que tienen a su cargo la investigación en la causa contratos de la Legislatura entrerriana.

La resolución del jefe de los fiscales – Resolución N° 062/2020 del 16 de junio – responde a la solicitud efectuada por los fiscales Ignacio Aramberri y Patricia Yedro – fechada el 12 de junio – para que “designe un superior jerárquico para que actúe como veedor de la labor que desarrollamos, coordinando nuestro desempeño”.

Indica Radio La Voz que además del pedido – que se produce luego de que los abogados defensores denunciaran la fuga de información secreta de la causa – los fiscales envían al procurador García una “reseña de las entrevistas realizadas hasta el momento”. El adjunto detalla 221 entrevistas que totalizan aproximadamente 52 horas de grabaciones de testimoniales.

Así también, Aramberri y Yedro revelan que la Fiscalía – por requerimiento de los letrados intervinientes – “siempre” fueron entregadas a las defensas de los imputados, incluso, evidencia que parte del material reservado fue entregado a cada abogado, entre los figuran: Iván Vernengo, Miguel Ángel Cullen, Leopoldo Cappa, Julio Federik, Emilio Fouces, Marciano Martínez, Leopoldo Lambruschini, Damian Petenatti, Luis Stello, Santiago Halle, José Velázquez, Raúl Barrandeguy, entre otros.

El texto elevado por los fiscales a Jorge Amilcar García consigna la cantidad de entrevistas videofilmadas, material y pruebas obrante en el legajo del Ministerio Público Fiscal (MPF) que fueron puestas a disposición de los letrados. La reseña confirma los dichos de los abogados defensores de que sólo accedieron al material que, previamente, pidieron a la Fiscalía y no a la totalidad de las grabaciones de las testimoniales.

PENDIENTES

La masiva filtración de información secreta de la causa, motivó la denuncia penal del abogado de uno de los imputados (Pablo Hawlena Gianotti que representa a Jorge De Breuil) quien, en su presentación considera que los hechos ‘podrían ser pasibles de constituir comisión de delito de acción pública de los tipos penales de violación de secretos y de la privacidad, asociación ilícita y encubrimiento agravado’.

La denuncia fue desestimada por el fiscal interviniente (Martín Abraham) dando como principal argumento para el rechazo, la contestación del Procurador a la nota del abogado Emilio Fouces. El letrado recurrió con un pedido de revisión a la Fiscalía de Coordinación y, quien deberá revisar si los hechos denunciados por Hawlena Gianotti son delito penal es la fiscal coordinadora Mónica Carmona, designada por Jorge García como veedora.

En tanto, un día antes – el 11 de junio de 2020 – que Patricia Yedro e Ignacio Aramberri soliciten al procurador general un superior jerárquico que coordine su desempeño en la causa, el mismo abogado presentó ante la jueza de Garantías N° 1 de Paraná, Marina Barbagelata, un pedido de recusación en los mismos términos de la denuncia penal antes mencionada, solicitando además, que los fiscales sean apartados de la pesquisa que aún continúa.

No debemos olvidar que el abogado ya había recusado sólo a la fiscal Patricia Yedro y, en aquella oportunidad la misma jueza dictaminó el rechazo del planteo. La sentencia de Barbagelata fue apelada y aguarda audiencia de apelación ante la vocal del Tribunal de Juicios y Apelaciones, Carolina Castagno. El criterio de la jueza de Garantías es que la recusación de los fiscales sea canalizada de acuerdo ‘a las prescripciones del Artículo 35 de la Ley 10.407 de Ministerio Públicos’, es decir, ante el Ministerio Público Fiscal, por lo que, el fiscal coordinador o procurador general, debe expedirse al respecto.