Concordia: se organiza la Asociación Artiguista de la Región de Salto Grande

En sus bases fundacionales, la Asociación Artiguista de la Región de Salto Grande, busca promover el ideario y accionar del General y Protector de los Pueblos Libres, Don José Gervasio de Artigas.

“A 200 años de la heroica gesta de un pueblo que siguió a su Jefe natural, conocida como la Emigración o el Exodo Oriental, daremos nacimiento a este espacio de reflexión, pensamiento y accionar del ideario del Protector de los Pueblos Libres”, se destaca en el comunicado enviado a Diario del Sur digital.

Ya comprometieron su participación en la Asociación, concordienses que siempre reivindicaron la figura, trayectoria y el ideario federal del General José Gervasio de Artigas, entre ellos, el Ing. Hernán Darío Orduna, el artista plástico, Nicolás Passarella, el prof. Héctor Manuel Oñate, el prof. Juan Ramón Menoni, la CPN, Teresita Bordón, el prof. Rubén Bonelli y el reconocido escritor, ensayista y productor de cine, Francisco Senegaglia, entre otros.

Referencia

Para Eduardo Galeano, José Artigas encarnó la revolución agraria. Este caudillo, encabezó a las masas populares de los territorios que hoy ocupan Uruguay y las provincias argentinas de Santa Fe, Corrientes, Entre Ríos, Misiones y Córdoba, en el ciclo heroico de 1811 a 1820. Artigas quiso echar las bases económicas, sociales y políticas de una Patria Grande en los límites del antiguo Virreinato de Río de la Plata, y fue el más importante y lúcido de los jefes federales que pelearon contra el centralismo aniquilador del puerto de Buenos Aires. Luchó contra los españoles y los portugueses y finalmente sus fuerzas fueron trituradas por el juego de pinzas de Río de Janeiro y Buenos Aires, instrumentos del imperio británico, y por la oligarquía que, fiel a su estilo, lo traicionó no bien se sintió, a su vez, tocada en sus intereses, por el programa de reivindicaciones sociales del caudillo.

Esta visión de sociedad igualitaria, basada en la igualdad en la propiedad de la tierra, demuestra que políticos como Artigas son inoxidables al paso del tiempo, también explica que los problemas de los hombres están vinculados primordialmente a la manera de cómo los hombres en sociedad solucionan y organizan su vida material: su alimento y su trabajo. Y por supuesto, demuestra que las soluciones para una vida mejor para todos, no necesitan ser buscadas en los edificios del Banco Mundial o del FMI, que los parches a un sistema injusto no modifican nada, y que en lo más profundo de nuestra historia podemos encontrar la guía para la lucha: una frase simple: “Que los más infelices sean los más privilegiados”. Una frase que se impone en la historia y en la realidad política actual.

Fragmentos de Nicolás Panizza, publicada en Rebelión.

Por información y contacto, escribir al correo asociacionartiguistaconcordia@hotmail.com

(La Nota digital)