Fumigaciones: preocupación por masiva aparición de peces muertos en Diamante

En Aldea San Francisco, Departamento Diamante, aparecieron numerosos peces muertos los primeros días de 2014. Además, el agua presenta una tonalidad rojiza. Los vecinos están preocupados porque los chicos se bañan en ese curso de agua y de ahí también beben los animales. El jueves 2, habitantes de la zona avisaron de la novedad a Marina Meccia, presidenta de la Junta de Gobierno de General Alvear, de la que depende Aldea San Francisco. El sábado 4 la funcionaria realizó una exposición policial en la Comisaría de Aldea San Francisco. El arroyo Las Arañas nace en Aldea Spatzenkutter, atraviesa San Francisco y desemboca en el río Paraná, a poca distancia aguas arriba del balneario de Valle María. La mortandad se da en Aldea San Francisco, donde sucedió el mismo problema en noviembre. Sospechan del volcado de agroquímicos o limpieza de máquinas fumigadoras.

peces diamante

En ese mismo lugar, en noviembre de 2013 aparecieron cientos de peces muertos y también tortugas. Medio Ambiente de la Provincia tomó muestras para hacer analizar, pero hasta la fecha no se conocen los resultados completos de los estudios.

Meccia contó que se conocieron los resultados de las muestras que se enviaron a Concepción del Uruguay, que arrojaron que el agua contenía oxígeno pero también un grado alto de amoniaco. En cambio, todavía están a la espera de los análisis realizados en Santa Fe, que suponen que no se conocerán recién cuando finalice el receso administrativo, el lunes 20.

El titular de Medio Ambiente de la Provincia, Fernando Raffo, se comunicó con Meccia. La presidenta de la Junta le manifestó la preocupación suya y de los vecinos por este problema.

Las posibles causas que se manejan son el lavado de maquinaria en el arroyo, el uso de un agroquímico o una fábrica que esté ilegalmente en la zona y vuelque sus residuos en el agua.

Ante los comentarios de los pobladores que hablan de un productor que lavó una fumigadora en Las Arañas, Meccia sostuvo que esa posibilidad no se descarta, pero tampoco se la puede afirmar.

“Algunos perros comieron peces muertos y también comenzaron a sentir las consecuencias, según me comentaron los vecinos. La gente está preocupada porque el arroyo pasa por el medio del pueblo; después de lo de noviembre se había recuperado y los chicos se habían vuelto a bañar ahí”, sostuvo.

En Facebook

Meccia hizo público esta situación el sábado en su cuenta de Facebook, donde compartió las fotos que obtuvo y el siguiente comentario: “El día jueves 2 de enero de 2014, luego de la lluvia caída en la zona, el Sr. Daniel Lell, vecino de Aldea San Francisco, me llama para informarme que recorriendo el arroyo con sus animales como lo hace usualmente, observa algo que capta su atención; muchos caranchos circundaban en el Arroyo Las Arañas de Aldea San Francisco… Acercándose al lugar ve gran cantidad y variedad de peces muertos (truchas, bogas, mojarras, viejas del agua, etc, como así también una anguila) notó que el agua estaba de un color rojizo y que las vacas y caballos no querían beber agua del arroyo”.

“Tras su llamada me dirijo a la Secretaría de ambiente en la ciudad de Paraná, encontrando solo una empleada debido al receso administrativo, por lo que le solicité informara al secretario de Medio Ambiente Sr. Fernando Raffo, quien se comunicó telefónicamente conmigo. Me pidió que hiciera una exposición y la llevara a la Secretaría, ya que por el momento no hay personal trabajando. También me informa que el resultado del análisis enviado al laboratorio de la ciudad de Santa Fe no ha llegado aún”.

“El día viernes la Sra. Marisa Kemmerer también al recorrer aguas más arriba la cascada del arroyo donde se dirigió con sus hijos a sacar fotos, ve el color rojizo del agua y peces de distintos tamaños muertos que flotaban en el mismo arroyo”.

“Tal como me fue solicitado por el secretario de Ambiente, hoy constate lo dicho por estas personas, recorriendo el lugar junto a ellos, ya que no había nadie en la comisaría local. Tomando fotos realicé la exposición en la Comisaría de Aldea Valle María”.

“En dos meses es la segunda vez que un hecho de esta índole se repite, sin encontrar todavía las causas del mismo. Los vecinos se encuentran preocupados, ya que el arroyo al conectarse con el río Paraná había logrado tener vida acuática nuevamente y ahora observan que este hecho volvió a repetirse luego de una lluvia abundante”.

Fuente: Diario Uno

(La Nota digital)