PASO: Bordet pidió acoplar el sistema entrerriano al que rige a nivel nacional

Como precandidato a gobernador, Gustavo Bordet marcó su posición respecto a distintos puntos de la reforma electoral. Dijo que la fórmula y las minorías son temas excluyentes de la carta orgánica partidaria y no asunto de una ley. Desde su perspectiva, la reforma a la Ley Castrillón no debiera suponer mucho más que disponer la obligatoriedad de las internas abiertas. El presidente comunal consideró que tal aspecto es clave para legitimar al candidato. Ponderó “la apertura de Urribarri” que renovó la dirigencia peronista. El intendente de Concordia y precandidato a gobernador enfatizó la necesidad de acoplar el sistema entrerriano al que rige a nivel nacional que considera un avance para la vida de todos los partidos.

“Este sistema da igualdad de posibilidades y la obligatoriedad del voto elimina la posible intervención de un aparato partidario en favor de un candidato”, destacó Bordet y puso de relieve, especialmente, que la instancia de las Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) permite que “quien resulte electo tenga toda la legitimidad y eso es lo más importante”.

“La reforma política te da el marco electoral y las reglas de juego”, apuntó. Poco más. En su opinión, todo lo que refiera a la composición de la fórmula, así como también la integración de las minorías y en qué condiciones es asunto que deberá resolver la carta orgánica de cada partido político.

En este marco, consideró que “cada partido tendrá la facultad para ver y discutir qué es lo que más le conviene”.

Tras expresar que ese debate partidario “no es prioritario”, subrayó que “sería importante que cada candidato pueda elegir a quien quiere como vicegobernador, o antes o después de las elecciones pero eso lo decidirá el partido y será un asunto menor dentro de lo que es la reforma política”.

Del 2007 en adelante

Bordet aspira a suceder a Sergio Urribarri al frente de la Gobernación. Su posición parte de valorar en la era urribarrista algunas líneas de acción política puertas adentro del oficialismo que debieran ser sostenidas y profundizadas en el futuro, según publicó Página Política.

“Lo que se hizo desde lo político fue muy importante. Se quebró la hegemonía de dirigentes que se venían repitiendo y se repartieron la provincia”, describió el intendente de Concordia.

“La apertura que se ha dado es muy grande. Hay una gran cantidad de dirigentes jóvenes y no tan jóvenes pero que generacionalmente no tenían desarrollo territorial o político y que hoy sí lo tienen. Esto es porque hubo un gobernador que permitió este tipo de construcción”, señaló.

Mencionó para fundar su opinión que “en cada localidad hoy tenés dirigentes de peso; no es casualidad que hoy haya muchos intendentes con aspiraciones para el 2015 o funcionarios con aspiraciones. Justamente esto es así porque se permitió el desarrollo político y se buscó una base de consenso”.

Bordet añadió “el consenso político con otras fuerzas que es lo que hay que sostener y profundizar para 2015”, dijo. “Hay fuerzas afines en un proyecto común. Desde el 83 milito en el peronismo pero siempre en una construcción con un claro perfil progresista, de alianzas. Hay que buscar sectores con los que compartimos este proyecto nacional y popular, con varios partidos venimos construyendo”.

“También se ha construido con sectores sociales que emergieron a la política como son los jóvenes que se han incorporado con cargos, con responsabilidad, en la estructura de gobierno, con poder. Esto lo ha hecho Urribarri y es un gran mérito”, resaltó.

“Es un desafío que tenemos. Si vamos a hacer una propuesta política desde el peronismo solamente será una visión muy acotada. Tenemos que incorporar a sectores que no están, que dejaron de estar, que son afines. Y con los que hoy están hay que consolidar y profundizar esta alianza”, apostó.

(La Nota digital)