Busti y Urribarri se encontraron para analizar las elecciones del domingo

Fue una reunión extensa en la que los dirigentes más importantes del peronismo entrerriano repasaron los resultados. El ex gobernador Jorge Busti dijo: “Si hubiéramos partido el peronismo en dos, hubieran quedado heridas que jamás habrían sanado. Pero nos queda la tranquilidad de haber buscado la unidad”.

Jorge Busti y Sergio Urribarri repasaron los resultados de la elección del domingo “departamento por departamento”.

Palabras de Busti

“Todos sabemos quien se movió y quien no, quien hizo la plancha, quien convocó a todos, quien se movió sectariamente. Y realmente, lo que a uno le duele, es que con un poquito de voluntad de la dirigencia se podría haber ganado”, dijo Busti a radio La Voz.

“Ganar por un voto o por cien mil, es lo mismo. Por eso reconocimos la victoria de la Coalición Cívica en Entre Ríos, y nos hicimos cargo de lo que correspondía”.

“Yo integré el comando electoral con José Cáceres y Sergio Urribarri. Luego, fundamentalmente con José Cáceres, recorrimos toda la provincia en la campaña”.

“Lo que hicieron los otros, saben por qué lo hicieron, cautivando el voto anti – K o anti – Gobierno nacional, porque no fue un voto exclusivo del radicalismo, sino anti. Nosotros, en cambio, tratamos de captar el voto de la base peronista, y eso lo mantuvimos”.

“A partir del plenario que se realizó en el Partido Justicialista, elaboramos un cronograma en el cual recorrimos la provincia. Pero se hicieron más de 12.500 km, lo que nos da la tranquilidad de conciencia que uno hizo todo lo que pudo. Por supuesto que tenemos que hacernos la autocrítica nosotros, porque en esta elección no solo hubo acierto de los ganadores, ya que hubo gente que jugó para atrás, otros que hicieron la plancha, y otros que jugaron a dos puntas”.

“En primer lugar, hay que hacer un homenaje a la militancia peronista de Paraná. Desde ese sábado de frío tremendo que recorrimos todas las seccionales, hasta el acto de la seccional Octava, que fue el más importante de toda la campaña. Por eso, no se puede generalizar en esto. Acá hubo intendentes que pusieron toda la carne en el asador, como Halle, Bordet, o los intendentes de San Benito, Bovril, etc. En otros lugares, las cosas no estaban previstas, como el resultado de Gualeguaychú, cosa que yo jamás me imaginé. Nunca esperé una diferencia de 14 mil votos”.

“También creí que los dirigentes de Gualeguay iban a dejar sus diferencias internas para después del 28, pero indudablemente no fue así. No se puede perder por tanta diferencia”.

“También me sorprendió la diferencia en los departamentos Colón y Federación. Así que por más que se haya trabajado tan bien en Paraná y Concordia, esto no sirvió para aguantar diferencias tan abultadas en los departamentos. Y por eso, creo que el análisis con nombre y apellido no corresponde”.

“Por todas estas razones, estamos haciendo un documento interno sobre qué es lo que hicimos, donde se trabajó y donde no, para que nos sirva para el futuro».

“Las obras no votan. Votan los hombres y mujeres que en general, siguen a los dirigentes. Nuestra lista era muy buena, desde el punto de vista ético, militante y de la capacidad, nadie podía discutir a ningún candidato. Pero realmente era muy difícil pasar por un lugar si luego no queda una semilla de militancia en los dirigentes”.

“Hablé con el gobernador, intercambiamos ideas, y hay definiciones que corresponde que las diga él. Hay que respetar la investidura y la gobernabilidad. De lo que no hablamos es de la reunión que más tarde anunció con los legisladores electos. Pero ese día, rinde la última materia de derecho mi hijo, así que ese día tengo una cita de honor en Buenos Aires”.

“Además, lo que a mí me duele, es que hay muchos que hacen análisis montados en los resultados”, destacó. “Por otra parte, si hubiéramos partido el peronismo en dos, hubieran quedado heridas que jamás habrían sanado. Pero a nosotros nos queda la tranquilidad de haber buscado la unidad en la diversidad”, señaló Busti.

Sobre declaraciones de Cristina Fernández

“Yo esperaba algún gesto de convocatoria a los demás sectores de la vida ciudadana. Porque es cierto que hubo un 65% del padrón que no votó el modelo. Por eso, habrá que convocar al resto de la dirigencia para buscar el apoyo de la oposición nacional”.

“Hubo muchas cosas que no es necesario esperar hasta el 10 de diciembre para hacerlas. Por eso, el mensaje debió haber sido de convocatoria para trabajar en contra de la pandemia, detrás de tres o cuatro ideas económicas fuerza, pero no lo hizo”.

“Cuando se pierde, los primeros que hablan son los cobardes pero lo hacen más que nada para dejar la conciencia tranquila”.

Reutemann, Kirchner, Macri

“Indudablemente, hoy Reutemann es una opción más que importante, a pesar de que si se sale a hablar del 2011 por estas horas, la gente va a responder con una bofetada”.

“Lo partidario, en la provincia, todos conocen la historia. No tengo ningún tipo de cuestionamiento a las actitudes del Partido Justicialista, porque José Cáceres fue mi compañero de miles de kilómetros en toda la provincia. Por eso no tengo absolutamente ningún cuestionamiento que hacer. Acá hubo un mandato, y cuando yo renuncié, el lo quiso hacer también, y yo le pedí que se quedara. Habrá que esperar que termine el mandato, y llamar a elecciones internas”, enfatizó.

“Pero lo que queda claro es que hoy, hablar de candidaturas a nivel nacional en el Partido, tiene otro matiz. La renuncia de Kirchner creo que tranquiliza a todos, porque Scioli va a llamar al diálogo a todo el mundo”.

“Lo que yo se es que Reutemann es peronista. La circunstancia hizo que jugara con un símbolo autorizado por el Partido, pero nunca se fue del peronismo. El caso es totalmente distinto al de De Narváez o Macri”.

(La Nota digital)