El GEN Entre Ríos se alejó definitivamente del FAP

La Convención Provincial de Generación para un Encuentro Nacional (GEN), sesionó en Gualeguaychú y emitió un documento en que se declara el fin del Frente Amplio Progresista (FAP) del que el sector fue parte activa, hasta ser derrotado en las Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO).

Desde ese partido remarcaron “el rotundo fracaso” del frente. Pero advirtieron que siguen en carrera y se anotaron como socios para una nueva alianza -se supone que con la UCR-, para “un programa progresista en serio”. El espacio que postuló en las internas abiertas a Osvaldo Fernández y a Francisco Larocca,obtuvo aproximadamente 13 mil votos en la provincia en la elección de agosto. Se convirtieron en candidatos los socialistas Lisandro Viale y Américo Schvartzman que ya no contaron, en los hechos, con el apoyo del GEN para las generales de octubre.

El grupo reapareció ahora cuando el tablero opositor se reacomoda para 2015. El mismo día en que un sector del radicalismo, el yrigoyenismo, declaraba la necesidad de buscar alianzas con otras fuerzas, el GEN se anotó como aliado de “un programa socialista en serio”, de modo directo, liberado del corset del FAP. Hubo además duras críticas a la dirigencia que condujo el FAP hasta aquí, expresada casi exclusivamente por el Partido Socialista.

Diagnóstico

“Pasadas las elecciones legislativas de este año podemos calificar al proceso como un balance negativo para el GEN. Las primarias abiertas dieron cuenta de un importante retroceso electoral en el marco de la integración del Frente Amplio Progresista, en tanto esta propuesta electoral cosechó un rotundo fracaso en los comicios generales”, subraya la declaración enviada a Página Política.

“El nacimiento del FAP en Entre Ríos para el que se hizo un enorme esfuerzo desde el GEN, vino acompañado al instante de una serie de desaciertos de varios dirigentes, que denotaron una incomprensión absoluta respecto de los valores en juego. Estos dirigentes, una ínfima minoría, tendrán que asumir las consecuencias de lo que hicieron. Nuevamente se ha llevado al naufragio a una experiencia que nació para otros fines que el mero posicionamiento de algunos dirigentes”, fustiga el texto.

Se declara que “el FAP finalizó su ciclo en Entre Ríos, no sólo porque concluyó la alianza electoral transitoria, en los términos exigidos en su momento por nuestros circunstanciales socios, sino porque, lisa y llanamente, no hay voluntad política en ciertos dirigentes de plasmar en los hechos una organización esencialmente pluralista, progresista, coherente, honesta y consecuente con los principios fundacionales”.

“Comienza una nueva etapa para el GEN. Nos debemos una tarea importante que implica extender territorialmente su presencia política; ocuparnos de los problemas acuciantes que en la provincia y en cada municipio y junta de gobierno, aquejan diariamente a los entrerrianos”, se anuncia y se expresa la necesidad de “recuperar los objetivos que nos llevaron a fundar un partido político al que deseamos distinto”. “Seguimos adelante porque nos animan otros propósitos que como un impulso interior nos coloca en la causa por la salvación de la república, el cuidado de los valores democráticos, la justicia social, la defensa de los recursos naturales y el medio ambiente y el derecho de los entrerrianos a vivir en una provincia para todos”, declara la Convención del frente.

Como nuevos

Los referentes de Margarita Stolbizer se pusieron a disposición de eventuales nuevos aliados: “Estamos decididos a dialogar con quienes estén dispuestos a compartir un programa progresista en serio, pero lo haremos desde nuestro partido. Ya no creemos en la intermediación de un frente que no sirve. Vamos al diálogo directo, de cara a la sociedad y priorizando lo que sucede a diario, asumiendo la responsabilidad de generar propuestas para enfrentar los problemas que, a 30 años de democracia, siguen sin solución”.

“Dedicaremos el año próximo a fortalecer y engrandecer al GEN y a la construcción de un espacio que le dé a los entrerrianos una alternativa que no obligue a la ciudadanía a tener que optar entre variantes que más de lo mismo. En definitiva, son las dos caras de una misma moneda. Queremos recuperar el tiempo y la confianza perdidos. Hemos sufrido problemas internos que, uno a uno, se han ido superando. Pero no vamos a quedarnos en el lamento, nuestra actitud es positiva y queremos poner las energías en la elaboración de un programa de gobierno en torno al cual se articulen acuerdos y consensos”, se anuncia.

Para el GEN “ya no hay tiempo para perder en disputas menores y cada uno debe asumir su responsabilidad”. “Si no sabemos distinguir lo principal de lo secundario estaremos condenados a discutir entre minorías el reparto de roles relegados”, declara la fuerza que reclamó al GEN nacional “una mayor interacción”.

“Vamos a dar pelea, para transformar de verdad la realidad de los entrerrianos, porque nuestras aspiraciones son la mismas que animan, día a día, a todos quienes trabajamos por una provincia mejor”, remata el documento.

(La Nota digital)