Diputados dejaron sin financiamiento a la nueva Ley de Agricultura Familiar

La Cámara de Diputados de la Nación dio media sanción al proyecto que crea el “Régimen de reparación histórica de la Agricultura Famliar”. La iniciativa preveía un presupuesto propio de 1.500 millones de pesos provenientes de las retenciones a las exportaciones. Sin embargo, los legisladores votaron el texto dejando afuera ese artículo considerado central. El delegado sindical de la secretaría de Agricultura Familiar delegacion Entre Ríos, Mario Den Daw lamentó la decisión que vinculó al “lobby” del agronegocio “al que la clase política es permeable”.

El miércoles pasado, diputados de todos los bloques salvo del PRO, dieron luz verde al “Régimen de Reparación Histórica de la Agricultura Familiar”.

Se trata de una iniciativa elaborada por organizaciones campesinas e indígenas que logró un amplio consenso para llegar al Congreso.

El proyecto, entre otros puntos, declara de interés pública la agricultura familiar, campesina e indígena, por su aporte a la soberanía alimentaria del pueblo; y además fomenta este tipo de producción a través beneficios fiscales como también de un sistema previsional especial de conformidad a lo establecido en la ley del Régimen del Trabajo Agrario.

Sin embargo, la media sanción dejó afuera el financiamiento de 1500 millones de pesos para atender las demandas del sector. Esos fondos provendrían de las retenciones a las exportaciones de granos.

“Nos llamó la atención que una ley con tanta discusión y con un consenso bastante grande, haya salido de la Comisión de Agricultura con un dictamen favorable y de determinada manera y en el momento de aprobarse haya sufrido cambios tan importantes como la falta de financiamiento”, consideró Mario Den Daw.

El tema fue puesto en análisis por un plenario de trabajadores de ATE en la secretaria de Agricultura Familiar de Entre Ríos que depende directamente del Ministerio de Agricultura de la Nación.

“Al proyecto en sí lo veíamos positivo porque incluye varias reivindicaciones para el sector, haciendo la cuestión un poco más pareja en relación a los agronegocios o a los otros modelos productivos”, sostuvo.

“Pero si realmente es importante y lo entendemos como una política de Estado, hay que poner los fondos ahí, porque en los hechos los agronegocios siguen adelante y los recursos para uno y para otros son muy desiguales. Esta bajada, entiendo yo, tiene que ver con el lobby que hace el sector de los agronegocios y la clase política es permeable a eso”, completó el delegado.

Por otra parte, indicó que el artículo que suspendía los desalojos para las familias con derechos adquiridos aunque no tengan titularidad sobre las tierras, pasó de cinco años a tres años.

“Sin situaciones de hecho muy graves” enfatizó Den Daw y agregó al escenario de la agricultura familiar la “atomización” de la propiedad de la tierra como consecuencia de “herramientas crediticias” para lograr la regularización dominial.

El dirigente en declaraciones a esta Agencia, volvió a señalar que la Subsecretaría de Agricultura familiar padece hoy “la falta de una estructura”, tiene “un presupuesto insuficiente”, por ende “hay mucho menos para lo que se propone la ley”.

Por eso remarcó la necesidad de que la repartición cuente con una “asignación específica” que a la vez les asegure la continuidad más allá de los cambios de Gobierno.

La voz de las organizaciones

El cuestionamiento a la falta de presupuesto también se hizo carne entre las organizaciones impulsoras de la ley.

En un comunicado conjunto afirmaron que “una Ley de Agricultura Familiar sin Presupuesto Propio, es solo una Declaración de Principios”.

Y agregaron que haber votado la norma sin presupuesto “es un acto que contradice los intereses de las los sectores populares que hacemos y construimos la ruralidad. No existe diseño de Políticas Públicas que logren mejorar la calidad de vida de nuestros compañeros y compañeras sino se avanza en la firme decisión de aportar Recursos genuinos para que eso suceda”.

Este miércoles al mediodía convocan a una conferencia de prensa en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Convocan, entre otras: Asamblea campesina indígena del norte argentino (Acina), Movimiento Nacional Campesino indígena – MNCI – Vía Campesina, Frente Nacional Campesino (FNC), Frente Agrario Evita, Grito de Alcorta, Movimiento Campesino de Liberación (MCL), Movimiento Agrario Misiones (MAM).

Fuente: APF

(La Nota digital)