La agricultura familiar beneficia a casi 20 mil personas en Paraná

En su primer año de implementación, el Proyecto de Agencia para el Desarrollo de la Agricultura Familiar ha beneficiado en Paraná a casi 20.000 personas a través de la producción familiar de alimentos. Son 4.000 las familias que accedieron a este programa.

Comercializaciçón de alimentos - Agricultura familiar
Comercialización de alimentos

La Municipalidad de Paraná, junto al INTA y el Senasa, llevan a cabo este programa con el fin de promover la producción y el autoconsumo de productos orgánicos, hortícolas y de granja, fomentando así la producción de alimentos en áreas urbanas vulnerables y periurbanas, y fortaleciendo también la actividad económica.
Para fortalecer la seguridad alimentaria, se entregan insumos a las familias, como semillas hortícolas, aves de corral, árboles frutales, y plantines de aromáticas entre otros. El año pasado se entregaron 3650 kits de semillas, 500 árboles frutales (manzano, higo, ciruelo, duraznos y limoneros) y 40 núcleos de lombrices californianas entre otros.
De esta manera se busca mejorar el acceso a una alimentación sana para la población, y a su vez una retribución justa para quienes la producen, impulsando la implementación y fortalecimiento de los mercados populares, como así también de las ferias.
“Desde el municipio venimos trabajando con diferentes actividades, capacitaciones, asesoramiento y entrega de insumos y herramientas con el fin de aportar a la soberanía alimentaria a nuestras actividades productivas, a la creación de puestos de trabajo y a las economías regionales”, afirmó la intendenta Blanca Osuna.
Dijo además que el desafío “es fortalecer nuestra relación con la tierra, por una elemental necesidad, pero también por la incorporación de conocimientos y tecnologías que se han puesto a disposición de mucha gente”, completó Osuna.
El plan comprende la incorporación de huertas comunitarias en las instituciones públicas. En ese marco, se habilitó una huerta en el predio de la Coordinación para prácticas en terreno, y demostraciones a escuelas y organizaciones comunitarias, desarrollando un prototipo de huerta vertical para hogares con espacios físicos reducidos.
Los objetivos planteados para el desarrollo de la agricultura familiar tienen que ver con consolidar la producción primaria, impulsar el valor agregado en origen, desarrollar estrategias para la comercialización local, fomentar la organización y la integración, adaptar la tecnología para los actores locales, facilitar el acceso a la información, a la tecnología y al desarrollo, e incorporar nuevos productores y mano de obra capacitada.

Fuente: El Diario

(La Nota digital)

Anuncios