La Cámara de la Mediana Empresa computó un retroceso de 2,5 por ciento en las ventas del fin de semana largo de carnaval respecto del año pasado.

termas vacaciones

La baja se dio a pesar de que el número de turistas creció 4,9 por ciento gracias al mejor clima y las promociones de última hora.

Así lo precisó la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME). El consumo ya había caída otro 1,5 por ciento en 2016, mientras que había registrado un aumento del 4,5 por ciento en 2015. El desembolso promedio de los turistas rondó los 680 pesos por persona, con un alza del 29,8 por ciento interanual. Se movilizaron unas 2.215.000 personas, con un 4,9 por ciento de suba respecto del año pasado. Sin embargo, el mayor movimiento no logró evitar el descenso de las ventas,

“El gasto total de los turistas ascendió a 5556 millones de pesos, al incrementarse 35,8 por ciento. Si se quita el efecto inflación, del 37,7 por ciento anualizada en enero, el gasto directo a precios constantes del año pasado cayó 1,3 por ciento”, se precisó en un informe de CAME. Detalló que “según el relevamiento realizado en 40 ciudades del país, las ventas de los comercios ligados al turismo medidas en cantidades bajaron 2,5 por ciento frente al mismo fin de semana del año pasado”.

En CAME mencionaron que la estadía media se mantuvo en 3,8 días, similar a 2016, aunque con bastante disparidad entre ciudades: mientras algunas reportaron una permanencia de 3 días, en otras fue de 4,7 días. Los factores climáticos ayudaron a impulsar el número de individuos que hicieron turismo. “El buen clima y el calor fue una buena compañía este fin de semana y alentó a muchos turistas dudosos a emprender viaje, especialmente a los que eligieron destinos con mar, ríos, lagunas o termas. Las zonas más visitadas fueron la costa atlántica, destinos de Córdoba, de Entre Ríos y Misiones con las Cataratas”, indicaron.

En relación con Mar del Plata, afirmaron que “el fin de semana arrancó con una ocupación del 60 por ciento pero con el correr de las horas se fue incrementando por la cantidad de turistas que decidieron trasladarse en el momento o sin reservas, alcanzando el 90 por ciento de la plaza. La presión de la competencia con Brasil la hizo contar con buenos precios, incluso por debajo del país carioca en muchos bienes y servicios”. Otras localidades como San Clemente del Tuyú, Las Toninas, Santa Teresita, Costa del Este, La Lucila, San Bernardo y Mar de Ajó también tuvieron buen flujo de gente, según el documento de CAME.

El Carnaval dio un respiro al sector turístico local, que anotó en enero y las primeras semanas de febrero una de las peores temporadas en décadas. La ocupación hotelera, por caso, registró niveles del 50 por ciento en los principales balnearios del país, a lo que se sumaron caídas de ventas y cierre de espectáculos teatrales.

(La Nota digital)

Anuncios