“La separación de la iglesia del Estado es una necesidad inmediata”.

Organizaciones sociales y políticas repudiaron el proyecto de ley de “libertad religiosa” que impulsa el Gobierno nacional.

La manifestación fue ayer frente a la Catedral y estuvo organizada por Sexualidades Disidentes, el Foro contra la Violencia Patriarcal y Heteronormativa, la Campaña por el Derecho al Aborto legal seguro y gratuito, Juntas y a la Izquierda, MST, la Asamblea por la Libertad para Higui y Apostasía Colectiva Entre Ríos.

En la oportunidad también se presentaron alrededor de 20 pedidos de apostasía en el Arzobispado de Paraná, como acto de protesta contra el proyecto de ley impulsado por el Ejecutivo nacional.

sexualidades disidentes
Foto: APF

Nadia Burgos (Nueva Izquierda) dijo a la agencia APF que la denominada ley de libertad religiosa “tiene un nombre falaz, porque la realidad es que no promueve una libertad religiosa, sino que promueve continuar y profundizar privilegios que hoy son exclusivos de la iglesia católica y que se podrían extender a otros cultos”.

“Nosotros somos muy respetuosos de las diferentes creencias, pero entendemos que el Estado tiene que ser laico, y esta ley atenta contra esto”.

(La Nota digital)

Anuncios